EL “PANCHO” GÁMEZ LUCE MEJOR ALUMBRADO

Portada Sinaloa
Compartir

El escenario recibe también el servicio de podado de árboles

Los Mochis, Sinaloa, 26 de febrero de 2021 (IMDA).- El de por sí ya cómodo y funcional estadio Francisco “Pancho” Gámez, fue objeto de nuevos trabajos de parte del Ayuntamiento de Ahome en beneficio de la comunidad futbolística del norte del estado.
El equipo de infraestructura del Instituto Municipal del Deporte de Ahome (IMDA) rehabilitó e instaló seis lámparas de aditivo metálico de mil watts, además de dar el servicio de podado de árboles.
Con estas labores, el escenario seguirá siendo uno de los mejores del municipio para la práctica del deporte más popular del mundo, tanto de torneos locales como del área rural e incluso estatales.
Y es que la cancha recibió en el actual gobierno municipal una importante inversión para sembrarle el soñado pasto nuevo, lo mismo que las superficies de los estadios de las colonias Anáhuac y Tabachines, otros emblemáticos escenarios de nuestro balompié.
“La gestión al frente del IMDA nos ha dado la oportunidad de hacer algo importante por el rezago en que se tenía la infraestructura deportiva, especialmente en la zona rural, una parte del municipio que prometimos atender y lo estamos cumpliendo”, señaló el director general del instituto del deporte, Felipe Juárez Soto, quien se ha caracterizado por la labor personalizada que ha hecho en la atención a las demandas de los deportistas.
“Cuanta solicitud se ha recibido en la oficina (del IMDA) o en los recorridos que hemos hecho a los escenarios deportivos, tanto en la zona urbana como rural, ha sido revisada y atendida para su respuesta”, dijo el titular del órgano rector del deporte ahomense.
El estadio Francisco Gámez, ubicado en la colonia Burócrata, recibió anteriormente el servicio de pintado de las gradas e instalación de porterías nuevas con sus respectivas redes.
Y al igual que el resto de las instalaciones, esta cancha ha sido objeto de constante mantenimiento en servicio de limpieza, podado del pasto y desbrozado de maleza, una labor que se realiza cada quince días.